Las bombas sucias

Las bombas sucias son un tipo de bomba en el que se mezclan materiales radiactivos con explosivos, como la dinamita. Al explotar, las bombas sucias esparcen material radiactivo.

Las bombas sucias representan dos tipos de peligro principales: la radiación y la explosión en sí. En muchos casos, la explosión podría representar un peligro mayor.

La gravedad de la amenaza radiológica depende del tipo y la cantidad de material usado.

Es más probable que las bombas sucias contengan material radiactivo de bajo nivel, el cual es menos peligroso.

El viento puede llevar la contaminación más allá del sitio de la explosión. Aunque no tengas material contaminado en el cuerpo, podrías estar expuesto a la radiación.

La exposición ocurre al estar cerca de una fuente radiactiva o respirar partículas radiactivas del ambiente. 

Podría ser necesario descontaminar muchas áreas. Podría tomar varios días o meses para que el sitio de la explosión se descontamine y vuelva a la normalidad.

Cómo responder a la explosión de una bomba sucia:

Qué hacer si te contaminas con una bomba sucia:

Si estás en el sitio de la explosión o en otra área contaminada, puedes reducir la contaminación en tu cuerpo tomando las siguientes medidas: